Relajantes baños granadinos

Una ruta de ‘hammam’ en ‘hammam’ que culmina en El Bañuelo, original de la época zirí

Siempre resulta grato tomar un baño relajante, pero si además nos encontramos en una ciudad de rasgos árabes tan pronunciados como Granada la experiencia se hace todavía más placentera. La capital granadina atesora un buen número de hammam con diferentes servicios y especialidades para una ruta en la que liberar tensiones está asegurado.

Nos sumergimos primero en el Hammam Al Ándalus (Santa Ana, 16; +34 958 22 99 78), uno de los primeros baños árabes que reabrieron sus puertas en Europa tras su cierre en el siglo XVI, y que están construidos sobre las ruinas de un antiguo hammam. De ubicación privilegiada, a los pies de la Alhambra, propone un viaje al pasado mediante diversas opciones como un masaje relajante, un baño a diferentes temperaturas o el kessa, que consistente en una purificación de la piel mediante el suave frotado de un guante con jabón de uva roja.

Se pueden prolongar las relajantes propiedades de los antiguos baños nazarís en el Aljibe de San Miguel (San Miguel Alta, 41; +34 958 52 28 67), y si lo deseamos, incluso durante varios días: además de masajes con aceites esenciales o los baños de frío y calor ofrece la posibilidad de alojarse en su hotel y degustar sus menús y tapas en el restaurante.

Con un aspecto más moderno, encontramos varias propuestas relacionadas con estos templos de la relajación y el juego con el agua. Es el caso del Palacio de Comares, en el hotel Macià Real de la Alhambra (Mirador Del Genil, 2; +34 958 21 66 93), cuya particularidad es la semejanza de sus baños con los de la Alhambra. En otro punto de la capital, encontramos el centro Aquaterm Spa Urbano (Periodista Luís Seco de Lucena, 7; +34 958 56 62 02), que cuenta con dieciocho circuitos de diferentes temáticas, como son el exótico, el relajante o el de chocolate

La última propuesta cuenta, además, con un plus histórico (e inevitablemente turístico), puesto que esta relajante ruta culmina entre vestigios originales de un antiguo baño de época zirí (siglo XI), El Bañuelo (Carrera del Darro, 31; +34 958 22 97 38). Declarado Bien de Interés Cultural, se trata del hamman más antiguo de la Granada musulmana, que fue restaurado a principios del siglo XX para que sus visitantes pudieran contemplar cómo era la arquitectura original de estos locales hace diez siglos.

Sala templada del Hammam Al Ándalus de Granada.

EL PAÍS